Rescatan a 1.000 gatos en China antes de que los sacrificaran para vender su carne como si fuera de cerdo y cordero

0
311

Un gato en una calle de China. (Crédito: Zhang Peng/LightRocket/Getty Images/File)

Archivo:Logotipo de CNN en Español (1997-2010).png - Wikipedia, la  enciclopedia libre

La Policía en China rescató a unos 1.000 gatos que iban en un camión rumbo a un matadero, informaron medios afiliados al estado, en un esfuerzo por desmantelar parte de un comercio ilícito que vende fraudulentamente la carne de estos animales como carne de cerdo o cordero y que genera preocupaciones sobre la seguridad de los alimentos frescos.

Luego de recibir a principios de este mes una pista de activistas por los derechos de los animales, agentes de Zhangjiagang, en la provincia oriental china de Jiangsu, interceptaron un vehículo utilizado para recoger y transportar gatos capturados, según The Paper, medio de noticias afiliado al estado.

Sin la intervención de las autoridades, era probable que los gatos fueran sacrificados y enviados al sur para servir su carne como brochetas de cerdo y cordero, así como como salchichas, según el informe.

La policía y las autoridades agrícolas enviaron a los gatos a un refugio cercano, reportó The Paper, después de frustrar un complot que podría haber recaudado hasta 20.500 dólares.

El informe no menciona si se han realizado arrestos ni si los animales eran gatos callejeros o mascotas. CNN se comunicó con la policía de Zhangjiagang y el refugio de animales para solicitar comentarios.

El periódico informó que los activistas notaron por primera vez una gran cantidad de cajas de madera cerradas que transportaban muchos gatos cerca de un cementerio.

Patrullaron las calles durante seis días y cuando el camión comenzó a transportar a los gatos al matadero, intervinieron y llamaron a la Policía, según el informe.

Las imágenes publicadas por The Paper mostraban gatos rescatados en el refugio descansando en jaulas más grandes.

Un activista citado por el medio dijo que la operación ilícita puede vender una libra de carne de gato por alrededor de 4 dólares haciéndola pasar por carne de cordero y cerdo. Cada gato pesa entre cuatro y cinco libras después de ser procesado.

«Algunas personas harán todo lo que sea necesario porque es algo rentable», dijo a The Paper Gong Jian, un activista que está construyendo un santuario para gatos callejeros en Jiangsu.

Otra activista, Han Jiali, que dijo que participó en la detención del camión, relató al medio de comunicación chino que no era la primera vez y que ya había detenido negocios ilícitos similares antes en Guangdong, una provincia del sur de China.

Piden una mayor protección

El informe desencadenó una nueva ola de preocupación sobre los derechos de los animales y la seguridad alimentaria en las redes sociales de China, y muchos pidieron un mayor escrutinio por parte de las autoridades.

El país tiene un largo historial de escándalos por seguridad en los alimentos.

Una polémica reciente que se volvió viral tuvo que ver con la cabeza de una rata encontrada en una comida escolar en una universidad. Los funcionarios locales inicialmente insistieron en que se trataba de un trozo de cuello de pato, pero, en medio de temores de un encubrimiento, se llamó a los investigadores provinciales y se descubrió lo contrario.

Si bien China tiene leyes para regular y proteger el ganado y los animales en peligro de extinción, no existe una ley general que aborde la crueldad animal hacia las mascotas y los perros y gatos callejeros.

Los grupos ambientalistas y defensores de los derechos de los animales llevan mucho tiempo haciendo campaña contra el uso de partes de animales –incluso de muchas especies en peligro de extinción– para la medicina tradicional. También existe una creciente oposición a un festival anual de carne de perro en Yulin, en la región autónoma occidental de Guangxi.

«Los animales no tienen derechos y no hay garantía de seguridad alimentaria», escribió uno de los cientos de usuarios que intervinieron en el debate más reciente.

Las autoridades locales fueron criticadas en 2021 porque varias mascotas fueron sacrificadas después de que sus dueños dieron positivo por covid-19. Un incidente en particular, en el que un trabajador de la salud mató a golpes a un corgi con una pala, provocó un estallido de indignación.

“Espero que el país pueda legislar pronto una ley de protección animal”, dijo otro usuario, en referencia al último escándalo.

*Tomado de: https://cnnespanol.cnn.com/2023/10/24/gatos-rescate-china-carne-cerdo-trax/