Inicio pecuaria Brote de fiebre aftosa obliga a revisar estado sanitario de la carne...

Brote de fiebre aftosa obliga a revisar estado sanitario de la carne local

670
0
Compartir

Imagen/LaRepublica

Resultado de imagen para logo larepublica.co

Los brotes reportados de fiebre aftosa en Boyacá y César ya dejaron las primeras consecuencias para el comercio exterior de carne. La decisión de la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) de suspender el estatus sanitario trajo consigo el cierre del principal mercado para este producto, como es Rusia, que pesa 60% de las exportaciones.

Aunque los esfuerzos se han encaminado al exterior, existe también la necesidad de revisar las condiciones sanitarias de la carne que se consume al interior del país. Esa fue una de las conclusiones a las que llegó el Comité Antiaftosa.

Durante el encuentro de autoridades y líderes ganaderos, el Ministerio de Agricultura planteó la necesidad de trabajar, junto con el Invima y la Polfa, para revisar la aplicación del Decreto 1500, que establece los requisitos sanitarios para los centros de sacrificio animal.

Sobre este hecho, el presidente de Fedegán, José Félix Lafaurie, destacó que “hay que replantear los instrumentos al rededor del mercado interno, para tener una respuesta mucho más eficaz en casos como los brotes de aftosa, sumado al ruido con el precio del ganado en determinadas zonas”.

A pesar de la necesidad de revisar las condiciones del mercado local, varios gremios ganaderos descartaron cualquier impacto en el consumo nacional, que de acuerdo con las cuentas de Fedegán, es de 18 de kilos por persona al año.

El presidente de Unión Nacional de Asociaciones Ganaderas de Colombia (Unaga), Ricardo Sánchez, consideró que “el consumo interno de carne no tiene por qué verse afectado, es un golpe de opinión”. A eso se suma el hecho de que de las exportaciones de carne solo representan 5% del total de la producción de carne.

De acuerdo con los cálculos del gremio, las exportaciones del año pasado sumaron 178.000 animales, entre sacrificados y ganado en pie. De acuerdo con los registros del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane), el monto de esas ventas fue de US$67 millones. El choque producido por el cierre de mercados sería cercano a 30.000 animales.

Hay que destacar que, entre enero y julio de este año, a Rusia se exportaron US$27 millones, mientras que Curazao, el otro mercado que decidió cerrar el acceso a la carne local, no representa ventas anuales por más de US$100.000. La expectativa por ahora está en evitar que más países cierren el acceso, aunque no parece haber riesgo de más cierres.

Alfredo García, presidente de la Nueva Federación Ganadera, destacó las labores que ha hecho el Gobierno para atender la crisis, como las zonas de contención y las cuarentenas, sumado a la seriedad con la que se adelanta el nuevo ciclo de vacunación.

“Desde ya está capacitado el personal de vacunadores y de los miembros de los comités que elaboran la erradicación de la aftosa. Este es un virus que no han podido erradicar en Venezuela, que acá no se ha dado, por eso es importante el blindaje en la frontera”, indicó el líder gremial de Córdoba.

Otra de las medidas que se ha tomado, como ha advertido el ministro de Agricultura, Andrés Valencia, es la vacunación de emergencia en la zona donde se registró la enfermedad y empatar con las fechas ya establecidas, que comenzarán el próximo 29 de octubre y se prologará hasta el 12 de diciembre, según reconoce el Instituto Colombiano Agropecuario (ICA). El presupuesto aprobado para el segundo ciclo de vacunación es de $23.651 millones.

*Tomado de: https://www.larepublica.co/economia/brote-de-fiebre-aftosa-obliga-a-revisar-estado-sanitario-de-la-carne-local-2786552

Compartir